Síntomas de la IRC en perros

La IRC (insuficiencia renal crónica) se presenta más en perros de edad adulta, pero también puede ser en cualquier momento y de diversas maneras. Como se viene tocando anteriormente, ya sabemos cómo combatir esta enfermedad mediante los probióticos y diálisis. Sin embargo, a pesar de ser un problema alarmante, si se trata a tiempo se puede lograr una progresión a favor de nuestro can. 

Esta enfermedad es más común de lo que uno piensa y afecta directamente el riñón de nuestro engreído, perdiendo sus funcionalidades de manera progresiva. Por ello, se debe tener en cuenta que una vez que la enfermedad sigue su curso llega a un punto en que el daño es irreversible y se tenga una esperanza de vida. En Provet, te indicaremos cuales son los signos para tener un mejor cuidado y calidad de vida de nuestra mascota:

Síntomas para detectar una IRC

  • Pérdida de peso: esto se debe a la falta de apetito y la deshidratación. Mientras la enfermedad siga avanzando no solo ese será el agravante sino que también le produciría anemia.
  • Vómitos y diarrea: a causa de que los riñones no filtran la sangre como debería, ocasiona que al momento de realizar esta anomalía notemos rasgos de sangre ya sea en sus heces o vómitos.
  • Problemas en la orina: puede ser de un color pálido e indicar que hay un problema severo. Además que pueden ser en grandes cantidades debido a la enfermedad. 
  • Falta de apetito: debido a la enfermedad nuestra mascota puede tener problemas con el gusto y el olfato, por lo que el estímulo para comer es bajo.

Para terminar, es importante considerar todas las acciones que realizan nuestras mascota ya que por ese medio ellos se comunican con nosotros para decirnos que les aqueja algo. Ninguna molestia, por más mínima que sea, se debe dejar pasar desapercibido. En caso de que estos síntomas se agraven, debes acudir de inmediato a tu veterinario más cercano. 

Comentarios (0)

Todavía no hay comentarios